Archivos Mensuales: marzo 2016

La innovación formal junto al registro de sus productos, pilares de la internacionalización de Atosa

 

El diseño industrial es un campo fundamental tanto en el sector de la automoción como en el de la juguetería, la industria electrónica o el sector del mueble, donde la innovación formal juega un papel esencial para que una empresa sea competitiva en el mercado. Registrar los productos innovadores que surgen es por otro lado, fundamental, para hacer valer los derechos del titular y un arma eficiente para defenderse frente a falsificaciones.

Por eso no es de extrañar que ATOSA, una empresa juguetera familiar radicada en Murcia, que lleva más de sesenta años creando, diseñando y distribuyendo ilusión entre los niños fuera una de las empresas que más diseños industriales presentaron en la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) según figura en la memoria de la entidad de 2014.

atosa

 

Desde sus inicios en los años 40 de la mano del pintor Ángel Tomás Pérez, la firma no ha parado de crecer apoyándose en el buen hacer de un equipo constituido a día de hoy por 107 trabajadores, entre los que destaca la presencia de especialistas en ingeniería industrial, diseño y dibujo informatizados.

En 1969 debido a ese crecimiento se constituye ya como Ángel Tomás, S.A. (ATOSA) y treinta años más tarde (1999) crea el grupo internacional ABG que es, en la actualidad, su buque insignia y en el que se integran otras empresas con la misión de potenciar el I+D+i. Porque intrínseco al crecimiento de la compañía está la introducción de nuevos productos en el mercado y detrás de todo ello una labor de investigación y apuesta e inversión en I+D+i por parte de la empresa.

En la vanguardia del sector juguetero

Esa intención de innovar con frecuencia su oferta de productos le ha llevado a situarse en la vanguardia del sector juguetero; no sólo a escala estatal sino también europea. Su capacidad de diseño y desarrollo de producto es lo que le ha permitido mantener la competitividad en los mercados.

Todo un esfuerzo que desde ATOSA tienen claro que debe protegerse por medio de la Propiedad Industrial, ya que esa protección además de reconocer la autoría de la empresa o persona que ideó el producto, le otorga el derecho exclusivo a explotarlo, comercializarlo, fabricarlo y venderlo así como autorizar a terceros su uso, permito así la defensa frente a falsificaciones.

Al proteger un diseño industrial en la OEPM el titular obtiene el derecho exclusivo de impedir que terceros lo reproduzcan o imiten sin su autorización. Algo que el tejido empresarial en nuestro país parece entender ya que según cifras provisionales de la OEPM, el registro de diseños industriales creció un 12,4% en España durante 2015 .

Hay que tener en cuenta además que el sector del juguete es uno de los que sufre más las falsificaciones. Cada año se estima que se pierden en España 16,6% de las ventas directas, es decir, hasta 167 millones de euros y centenares de empleos, tal como estima la Oficina para la Armonización del Mercado Interior (OAMI) en un estudio publicado por el Observatorio Europeo de las Vulneraciones de los Derechos de Propiedad Intelectual

Además de por confiar en su plantilla y supervisar concienzudamente la calidad de sus productos, vigilando así el cumplimiento de todas las normativas internacionales, ATOSA es una empresa que se ha caracterizado por saber hacerse con licencias de distribución de primer nivel, además de diseñar juguetes y disfraces originales.

Hoy en día, la firma está centrada en la importación y distribución de una amplia gama de productos. Diversas líneas que se iniciaron en el mundo del juguete y que han ido diversificándose para abarcar todo el año y evitar la estacionalidad que caracteriza a este sector.

Según fuentes de la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes, el mes de diciembre supone el 50% de su facturación. Por ello ATOSA ha ido incorporando progresivamente a su catálogo: material escolar, disfraces, complementos, artículos de Navidad, artículos de playa, regalos, calzado y productos licenciados de las primeras firmas.

Actualmente cuenta con sedes en Murcia, Madrid, Valencia y Barcelona; a lo que hay que sumar su capacidad para distribuir los juguetes que crea por toda Europa (Francia, Inglaterra, Irlanda, Alemania, Suiza, Dinamarca…) desde su centro logístico ubicado en Marsella.

Para saber más sobre el registro de un diseño industrial y sus ventajas visita la web de cevipyme

Anuncios

Las modificaciones del “Reglamento sobre la Marca” en la Unión Europea

Inventor Europeo

A finales del pasado año, concretamente el 16 de diciembre, se publicaron la nueva Directiva de Marcas y la modificación del Reglamento sobre la Marca de la Unión Europea. La Directiva entró en vigor el pasado mes de enero, dándose a los estados miembros de la UE un plazo de tres años para trasladar el grueso de su contenido a sus respectivas legislaciones. En lo que respecta al Reglamento sobre La Marca en la UE, éste entrará en vigor el próximo día 23 y trae consigo varios cambios significativos interesantes para la PYME.

Nuevas denominaciones

En primer lugar destacan las modificaciones de algunas denominaciones. Así, la llamada hasta ahora Oficina de Armonización del Mercado Interior (OAMI), ubicada desde hace décadas en Alicante y de cuyo aniversario se hizo eco TVE en 2014, pasará a llamarse Oficina de la Propiedad Intelectual de la UE (EUIPO).

A este cambio acompañan tres más: la conocida hasta ahora como “Marca Comunitaria” pasará a llamarse “Marca de la Unión Europea”; se empleará el término “Director Ejecutivo” en lugar de “Presidente” para referirse al máximo responsable de la EUIPO; y el “Tribunal de Marca Comunitaria” pasará a ser el “Tribunal de Marcas de la Unión Europea”.

Cambios en el concepto de marca y otras cuestiones legales.

En ambos textos legales se abre la puerta a la inscripción de marcas mediante el registro de señales no convencionales (tales como sonoras, táctiles, gustativas, etc.) al no exigirse una representación gráfica de las mismas como signo distintivo para reconocerlas.

Además pasará a permitirse el registro de marcas colectivas por parte de agrupaciones de fabricantes, productores, prestadores de servicios o comerciantes, considerándose también como tales los signos e indicaciones que sirven para señalar la procedencia geográfica de los productos y/o los servicios.

Quien disponga de una “Marca de Garantía” podrá certificar gracias a ella tanto el material con el que está fabricado un producto como su modo de fabricación o calidad, aspectos que también se reconocerán en lo relativo a la prestación de servicios.

La Directiva introduce los procedimientos de nulidad y caducidad en la vía administrativa y en ella se contempla, por primera vez, la posibilidad de denegar o anular el registro de una marca a un solicitante por haber actuado de “mala fe”.

También se estrecha el cerco contra la comercialización de falsificaciones, al pasar a considerarse como punibles los actos preparatorios relacionados con el uso de embalajes, etiquetas, marbetes, elementos de seguridad, dispositivos de autenticidad u otros soportes.

La OAMI (EUIPO) integrará un “Centro de Mediación”

Además de cambiar de nombre, la actual OAMI pasará a albergar un Centro de Mediación desde el que se desarrollarán labores de arbitraje. A partir de ahora no sólo será el lugar al que se podrá acudir para registrar marcas online con el fin de evitar falsificaciones, fraudes, etc. tanto en los Estados que forman actualmente parte de la UE como en los futuros miembros. Además se podrán resolver en ella de manera amistosa, rápida y eficiente todos los conflictos que puedan desencadenarse en relación al registro de marcas.

Finalmente, también se han revisado a la baja las tasas que es necesario abonar para solicitar el reconocimiento de una marca a nivel de la Unión Europea. La reducción es significativa en el caso de las tasas de renovación. De acuerdo con la nueva legislación, mañana, 23 de marzo, se actualizarán de forma automática los formularios de solicitud on-line y la herramienta para el cálculo de tasas.

La Oficina de Propiedad Intelectual de la UE (EUIPO) forma parte de la Red de Agencias de la Unión Europea, constituida por 44 agencias independientes y descentralizadas ubicadas en los 28 países de la UE, y acaba de asumir su presidencia hasta marzo de 2017. Su actual  presidente, el portugués António Campinos, ha manifestado que uno de los principales objetivos durante la presidencia es “demostrar que la naturaleza descentralizada de las agencias de la UE es un activo valioso para acercar Europa a sus ciudadanos”.

En su página web encontraréis una serie de vídeos que explican estos cambios.

Cómo obtener rentabilidad de patentes, marcas o diseños

 

Propiedad intelectual - Propiedad industrial

Existen tres procedimientos por medio de los cuales una empresa puede transferir el fruto de sus esfuerzos en I+D+i a otras compañías para aumentar las posibilidades de rentabilizar sus bienes intangibles (patentes, diseños y marcas). Son la transmisión o cesión , la licencia y la hipoteca. En esta entrada vamos a describir cada una de ellas y mostrar varios casos en los que se han utilizado.

 

TRANSMISIÓN O CESIÓN

La transmisión de una patente, marca o diseño implica un cambio de titularidad. Esto significa que la empresa propietaria hasta ese momento de los derechos de explotación del bien intangible dejará de beneficiarse de ellos para pasar a hacerlo la compañía a la cual se transmitan. Es frecuente que este tipo de transferencia se produzca cuando la empresa inicialmente propietaria vaya a desaparecer.

Un caso paradigmático de esta forma de obtener rentabilidad de los bienes intangibles lo encontramos en la empresa Nortel. Cuando entró en suspensión de pagos era propietaria de 6.000 patentes, que fueron transmitidas a un consorcio de empresas entre las que se encontraban Apple, Ericsson, Microsoft y Sony previo pago de 3.102 millones de €

En el caso de las marcas, en España encontramos muchos casos de transmisión, sobre todo dentro de la industria alimentaria. Firmas tan conocidas como La Casera, Panrico o Chupa-Chups han pasado a ser propiedad de compañías extranjeras.

LICENCIA

Obtener la licencia de una invención, marca o diseño permite a la empresa licenciataria comercializar dicho bien intangible a cambio del pago de una contraprestación económica a la firma propietaria del mismo, que seguirá siendo su titular. Dicho canon recibe el nombre de regalía o royaltie.

En el caso de las licencias el acuerdo alcanzado por ambas partes puede ser muy flexible, pudiendo determinarse de forma consensuada tanto los bienes que comprende como la localización geográfica para la que se conceden. Un ejemplo reciente de ello es la firma del acuerdo de licencia de patentes 4G de ZTE con la española Teltronic.

Muchas grandes empresas multinacionales, en especial las presentes en la industria del entretenimiento, obtienen pingües beneficios gracias a la cesión de licencias de explotación de los activos sobre los que tienen registrada la Propiedad Intelectual.

Uno de los casos más llamativos lo encontramos en la archiconocida firma de cómics ‘Marvel’, que gracias a este tipo de contratos saca rentabilidad a sus miles de personajes. Su caso está recogido en la página de la Oficina Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI).

HIPOTECA

Las empresas suelen echar mano de este procedimiento cuando se encuentran en dificultades económicas después de haber conseguido convertirse en una marca de reconocido prestigio en su sector. Se aplica con frecuencia sobre las marcas, ofreciéndose éstas como garantía de pago para la obtención de un crédito.

Un ejemplo de este tipo de transmisión lo encontramos en Ford. La célebre empresa de automoción de origen norteamericano evitó la quiebra en el año 2006 gracias a que hipotecó su marca/logo para obtener un crédito de 23.500 millones de dólares.

La decisión partió de su CEO, Mulally, que llegó a Ford en 2006 procedente de Boeing. En esa época, Ford era la automotriz con más problemas financieros. Mulally se deshizo de marcas como Volvo, Land Rover y Mazda. Su mayor apuesta fue hipotecar varios de los activos de la compañía, desde fábricas hasta su icónico logotipo azul. Gracias a ello pudo obtener el dinero en efectivo necesario para hacer revivir a la compañía. Estas decisiones permitieron a Ford evitar la quiebra y el consecuente rescate que padecieron otras grandes empresas del sector, como fue el caso de General Motors y Chrysler. En España, la marca Calvo fue valorada en 25 millones de euros previamente a ser hipotecada.

Hay que puntualizar que, al igual que le ocurre a una persona cuando no puede pagar la hipoteca de su vivienda, el banco puede embargar la marca en caso de que la empresa a la que se concedió un crédito a partir de su valoración no cumpla con su parte del acuerdo.

Registrar la propiedad de los bienes intangibles es condición ´sine qua non´ para poder extraer una rentabilidad de ellos por medio de los procedimientos de transferencia descritos. 

Beneficios fiscales

vinieta3_grande

A todo lo anterior se suma que las empresas pueden obtener ventajas tributarias de los beneficios derivados de la cesión de los derechos de uso y explotación de sus innovaciones.

Las rentas procedentes de la cesión del derecho de uso o de explotación de patentes se integrarán en la base imponible en un 40 por ciento de su importe. Es decir de cada 100.000 euros de rentas procedentes de cesión solo se integran en la base imponible 40.000 euros quedando exentos los 60.000 restantes. La figura legal que sustenta este beneficio fiscal es la denominada Patent Box, y aquí encontraréis los requisitos que hay que cumplir para acogerse a ella.

“IP Europe quiere ser la voz de las empresas innovadoras europeas”

El pasado mes de enero se creaba la asociación IP Europe por iniciativa de las empresas tecnológicas europeas que abogan por un sistema de Patentes europeo sólido y fuerte. Para hablar de ella nos pusimos en contacto con Rubén Bonet, cofundador y presidente de la empresa catalana Fractus, que ha sido nombrado representante de las pequeñas y medianas empresas en la asociación, quien nos dijo que IP Europe “Quiere ser la voz de las empresas innovadoras europeas”

Ruben Bonet

¿Cuáles han sido las principales razones de la creación de IP Europe?

La razón más importante por la que se ha creado se debe a que en estos momentos en Europa hay en marcha un proceso de revisión de las patentes europeas, como la puesta en marcha de la “Patente Única Europea”. Las compañías que pertenecemos a la asociación pensamos que la innovación y el I+D son necesarias para crear riqueza en la sociedad y que el sistema de patentes es fundamental para ese fin. Abogamos por fortalecer el sistema de patentes europeo para que favorezca a la empresa innovadora, que sus costes sean más bajos, que frente a los daños por violación de derechos, los mecanismos del propio sistema de patentes sean fuertes efectivos y vinculantes.

¿Qué tipo de empresas tienen cabida en la asociación?

Aunque la iniciativa ha partido de empresas tecnológicas en la asociación tienen cabida todo tipo de sectores. Está creada para defender tanto los intereses de las grandes compañías de las que partió la idea: Ericsson, Airbus, France Brevets y el Fraunhofer Institute alemán que actúa como asesor académico, como los de la PYME, ya que estas últimas juegan en papel muy importante en el proceso de innovación en la mayoría de las países europeos.

¿Hasta el momento con cuántas empresas asociadas cuenta y a qué sectores pertenecen?

Acabamos de arrancar pero estamos avanzando. De momento se han incorporado una veintena de pequeñas y medianas empresas, alrededor de cinco grandes compañías y varios centros de innovación. En cuanto a los sectores a los que pertenecen está el aeroespacial, empresas que desarrollan sistemas de radio frecuencia….Por lo general compañías vinculadas al sector de Tecnologías de la Información pero estamos abiertos a la entrada de firmas de cualquier sector.

¿Cuál va a ser su labor como representante de las pequeñas y medianas empresas dentro de ella?

Las PYMEs perciben el sistema de patentes como algo para grandes compañías. Desde la asociación queremos acercarles el sistema y que entiendan que les puede ayudar en su negocio. Por otro lado, por su propia dimensión no disponen del tiempo ni de los medios adecuados para atender estas cuestiones. Queremos ser sus representantes y velar por ellos en Europa canalizando sus intereses en lo que se refiere a innovación por medio de una voz única.

¿Cuáles son las reivindicaciones prioritarias de la asociación ?

Aprovechando que hay una revisión de sistema de patentes queremos que se cree un sistema fuerte y sólido para que así se puedan dar las condiciones necesarias para que Europa sea un referente mundial en innovación.

En su opinión ¿qué medidas debería tomar la Unión Europea frente al cambio legislativo en materia de patentes de EEUU?

EE.UU. ha aprobado unas nuevas normas sobre los estándares y las patentes, impulsadas por grandes empresas, que pensamos perjudicial para la innovación y el desarrollo del I+D. Conceden cualquier patente con una revisión mínima y son más tolerantes con las infracciones. En la actualidad, el sistema americano protege más a las empresas que comercializan la tecnología que a las empresas innovadoras. Hay que evitar que esto ocurra en Europa porque tendría un efecto devastador en los centros de I+D+i y en compañías dedicadas a la investigación.

Principales objetivos de IP Europe en resumen

Acelerar la puesta en marcha del Tribunal Unificado de Patentes
Fomentar una estandarización transparente, inclusiva y justa.
Contribuir a que las normas a aplicar se ajusten a las necesidades de la PYME innovadora.
Incrementar la calidad de las patentes de los principales socios de la UE.
Adoptar estrategias de registro de la Propiedad Intelectual ambiciosas para los programas de I+D públicos

 

Los mercados de tecnología, una fórmula para innovar y emprender

La OMPI señala quelos mercados de tecnología desempeñan un papel fundamental a la hora de facilitar la innovación. Las razones que argumenta es que “Proporcionan un marco en el que las empresas pueden obtener licencias sobre invenciones que complementen y mejoren sus objetivos empresariales. Del mismo modo, permiten a las empresas obtener ingresos de la concesión de licencias sobre las invenciones que no les interesa desarrollar o comercializar o no tiene la capacidad”.

La transferencia de tecnología desde las universidades, los centros públicos de investigación y otras instituciones hacia las empresas se hace más sencilla cuando los resultados que obtienen se pueden aprovechar comercialmente de las garantías ofrecidas por la protección por medio de las patentes. En nuestro país es la vía de transferencia de tecnología que ha permitido más creación de empresas, según la OMPI.

vinieta3_grande

 

Cómo fomentar el trasvase de la I+D+i

La transferencia de tecnología es por tanto una manera de obtener un rendimiento comercial de los conocimientos y resultados de la I+D+i. Un ejemplo claro de ello se pudo ver en la última edición del “Salón Internacional de Invenciones” que se celebra anualmente en Ginebra donde se presentaron aproximadamente 1000 invenciones de 752 expositores procedentes de 48 países. Se firmaron contratos por transferencias y licencias por más de 50 millones de euros, lo cual hace un promedio de más de 50.000 euros por invención.

Fomentar esta transferencia de conocimiento y la sinergia entre el tejido investigador y empresarial en España y su convergencia a nivel internacional son, por ejemplo, los objetivos de Transfiere, el Foro Europeo para la Ciencia, Tecnología y Conocimiento, que clausuró la edición de este año con más de 3.000 participantes (un 30 por ciento más que en 2015) y 5.500 reuniones de trabajo en la zona de networking. Durante su celebración se presentaron 1.900 proyectos tecnológicos, participaron 190 grupos de investigación y 40 universidades.

Tanto desde el sector público como privado se cree esencial fomentar este traslado de la I+D+i desde universidades y centros de investigación al mercado. Consideran imprescindible que las instituciones públicas lleven a cabo una doble labor para fomentar que los mercados puedan emplear los resultados de la investigación en la comercialización de los nuevos productos y servicios.

En primer lugar se debe garantizar a los mercados la posibilidad de gestionar estratégicamente los derechos de Propiedad Industrial e Intelectual de las investigaciones, mediante la creación de recursos legales adecuados. En segundo lugar, por medio de la promoción y financiación de proyectos innovadores solventes, cuyos resultados sean susceptibles de ser protegidos por PI o con prueba manifiesta de éxito comercial. Y por último, promover encuentros entre investigadores y empresas, fomentar el dialogo entre todos los agentes del sistema.

Instrumentos

Una muestra de la creación de instrumentos eficientes en nuestro país lo encontramos en el programa Banco de Patentes creado por la Generalitat y los organismos públicos de investigación de la Comunitat Valenciana, que tiene por objeto propiciar el encuentro entre emprendedores, empresarios y centros de generación de conocimiento innovador para facilitar la transferencia de los resultados tecnológicos generados por los científicos a los sectores productivos y de servicios.

Otro ejemplo es el de Tecnalia, que creó Tecnalia Ventures con la misión de generar valor asociado a los activos tecnológicos desarrollados en Tecnalia para maximizar los retornos de su comercialización. Comercialización, que según puntualizan, puede ser ejecutada a través de la cesión de una licencia o venta de la patente o bien mediante la creación de una empresa, como es el caso de Digimet.

Uno muy reciente que se desarrollará dentro del ámbito de la sanidad es el programa healthStart que tiene como objetivo ayudar a médicos, investigadores, personal sanitario y tecnólogos de los hospitales de la Comunidad de Madrid a convertir sus ideas e iniciativas emprendedoras en empresas de base tecnológica que repercutan en el bienestar de la sociedad.

Seguridad

En cuanto a la seguridad jurídica cabe destacar la creación de un grupo de trabajo multidisciplinar coordinado por la Oficina Española de Patentes y Marcas, encargado de elaborar los modelos de los distintos tipos de contrato. para que tanto universidades como organismos públicos de investigación y la PYME española cuenten con modelos que regulen y tengan en cuenta todas las posibles consecuencias jurídicas y económicas de la transferencia de tecnología.

El grupo de trabajo está constituido por representantes del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), LES España y Portugal (LES), Ministerio de Economía y Competitividad (MINECO), Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) y Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI). De momento se han elaborado dos modelos: el de “Acuerdo de confidencialidad” y el “Acuerdo de Transferencia de Material” que te puedes descargar desde aquí

En todo caso como recuerdan estas entidades, la complejidad de estos contratos hacen que sea recomendable acudir a asesores profesionales para su firma.