Archivo de la etiqueta: OEPM

La EUIPO y la OEPM alertan sobre los perjuicios económicos ocasionados en la UE por el comercio de productos falsificados

Las falsificaciones destruye anualmente en España más de 67.000 puestos de trabajo directos

El Observatorio Europeo de las Vulneraciones de los Derechos de Propiedad Intelectual, integrado en la EUIPO, ha elaborado en colaboración con Europol un estudio que ofrece una visión panorámica del funcionamiento de las redes de comercio de productos falsificados y pirateados dentro de la UE, tanto dentro de Internet (on-line) como fuera de él (off-line). En él se detallan los ingresos obtenidos, las principales rutas de comercio, los países de los que proceden las falsificaciones y los perjuicios económicos y sociales que ocasiona su venta a instituciones y empresas. El estudio fue presentado el pasado día 22 y podéis descargarlo y consultarlo desde la web de la EUIPO.

Tipología de productos falsificados que llegan a la UE

Según el informe citado, la gama de productos falsificados que se incautan en las fronteras de la UE sigue siendo muy amplia. En él se destaca un repunte del comercio de productos cotidianos (cosméticos, champús, juguetes, medicinas, alimentos y bebidas) y de piezas de repuesto y componentes de bajo valor, fáciles de enviar debido a su pequeño tamaño.

Uno de los sectores en los que más prolifera el comercio de falsificaciones es en el de telefonía móvil. En ese sentido, el estudio remarca que en los últimos años han aumentado las incautaciones de pantallas de repuesto o baterías para smartphones. También ofrece cifras sobre las principales categorías de artículos detenidos en las fronteras exteriores.

Teniendo en cuenta el número de incautaciones realizadas en las fronteras de la UE en 2015, según el informe, los porcentajes más altos correspondieron a calzado deportivo (17%); bolsas, relojes y bolsos (15%) y ropa (14%). Si tenemos en cuenta el valor de los objetos incautados predominaron los relojes (24%), seguidos de las carteras (9%) y la ropa (7%).

El Día Mundial Antifalsificación en España

La presentación del estudio resulta especialmente oportuna, ya que el viernes de esta misma semana se celebrará el Día Mundial Antifalsificación en 23 países repartidos por todo el mundo. Se trata de una efeméride que reúne a los distintos actores públicos y privados que luchan en favor de la erradicación de la compra y venta de falsificaciones.

En España tendrá lugar en Madrid, concretamente en el edificio sede de la Oficina Española de Patentes y Marcas. Allí asistirán organismos públicos e instituciones, empresas y asociaciones con el fin de difundir información sobre los graves perjuicios socioeconómicos que ocasiona la compra-venta de productos falsificados.

Sin ir más lejos, según cifras ofrecidas por la OEPM, este tipo de actividad delictiva destruye anualmente en España más de 67.000 puestos de trabajo directos y supone una pérdida en ventas de más de 7 millones de euros anuales.

El evento contra las falsificaciones – en cuya organización colaboran con la OEPM la Asociación para la Defensa de la Marca, la Agencia Estatal de Administración Tributaria (Departamento de Aduanas), las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) – se organiza este año bajo el lema “La proliferación de la compra y venta de falsificaciones por Internet”.

Centrar la jornada en la denuncia de lo que sucede en el ámbito del e-commerce se considera importante debido al escaso control efectivo sobre la venta de falsificaciones por este canal. Según cifras recientes ofrecidas por la OCDE en su último estudio sobre la materia, actualizado hasta marzo de 2016, el 5% de los productos que se venden en la UE son falsos, un porcentaje que aún sería mayor en caso de poder cuantificar las ventas por Internet.

Según ese mismo informe, cuyos resultados se basan en el análisis de las redadas e incautaciones realizadas por la policía internacional durante el trienio 2010/2013, el comercio de falsificaciones y copias piratas mueve 407.000 millones de euros al año en el mundo. Desde la OCDE se afirma que el fenómeno se ha agravado y es muy posible que lo siga haciendo. En algunos sectores como el de smartphones la venta de imitaciones supone el 20% del total mundial; uno de cada cinco móviles vendidos en el mundo es una imitación.

En lo que se refiere a España, durante el evento que servirá para celebrar el Día Mundial Antifalsificación el Ministerio del Interior presentará oficialmente los datos del balance anual de intervenciones en el marco de la lucha contra la vulneración de los derechos de Propiedad Industrial realizadas en 2016. A esto se suma la publicación de los datos anuales de la actividad contra las falsificaciones del Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Tributaria (AEAT).

Para terminar, durante el transcurso de la citada jornada se emitirá un video llamado “Apuesta por la protección, marca la diferencia” donde se relata de manera sencilla la historia de dos emprendedores que optan por tomar la vía del registro de Propiedad Industrial para proteger el valor de sus activos intangibles y combatir la actividad de falsificadores que quieren beneficiarse de su esfuerzo innovador y su negocio.

Los 11 estudios sectoriales elaborados por el Observatorio de la EUIPO desde 2014

Desde su creación en 1994, la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EUIPO), denominada OAMI hasta marzo del pasado año, se ha dedicado a ofrecer protección en materia de derechos de Propiedad Intelectual a inventores y empresas del viejo continente. Desde su sede en Alicante, la organización gestiona tanto el registro de marcas de la UE como el de dibujos y modelos comunitarios registrados, ocupándose de armonizar ambos procedimientos en el seno de la Unión en estrecha colaboración con las oficinas de Propiedad Intelectual de todos los países y regiones de los Estados miembros.

Además de llevar a cabo multitud de actividades relacionadas con la protección de la PI –se pueden consultar en el informe anual publicado por la entidad– la EUIPO también alberga el Observatorio Europeo de las Vulneraciones de los Derechos de Propiedad Intelectual.

Constituido en 2012, reúne a entidades públicas y privadas en torno a la defensa de los derechos de PI contra los ataques de la piratería y las falsificaciones. Una de sus actividades más notables ha sido la elaboración de informes sectoriales desde 2014. Mediante ellos la EUIPO ayuda a cuantificar las graves consecuencias negativas, tanto en lo económico como en lo social, que traen consigo estas prácticas ilícitas.

De hecho, durante el último trienio la oficina ha elaborado un total de 11 estudios de los siguientes sectores: cosméticos y del cuidado personal; vestido, calzado y accesorios; productos deportivos; juegos y juguetes; joyería y relojes; bolsos de mano y maletas; sector discográfico; bebidas alcohólicas y vino; industria farmacéutica; pesticidas y, finalmente, sector de los smartphones.

Podéis consultar todos y cada uno de ellos en la web de la EUIPO, donde además se ofrece un breve resumen de sus conclusiones principales. Os las acercamos de modo sintético en el siguiente cuadro, donde quedan reflejados, en el marco de la UE, el porcentaje de pérdida en ventas, la pérdida de empleos directos e indirectos y el de ingresos públicos derivados de impuestos y otras contribuciones.

La OEPM asistió a la Feria del Libro de Madrid por primera vez en su historia

Crónica y balance de la presencia de la OEPM en la Feria del libro de Madrid

La Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) ha estado presente en la recién terminada edición de la Feria del Libro de Madrid, lo que ha supuesto todo un hito para la entidad, al tratarse de la primera vez que toma parte en el evento desde que este comenzara a organizarse en 1933.

Para conocer las razones que han impulsado a la OEPM a iniciar esa participación y sus resultados nos acercamos a su sede en Madrid, donde hablamos con el personal de la Unidad de Apoyo a Dirección, responsable de coordinar dicha participación en la Feria.

En primer lugar, nos aclararon que la decisión de participar en la feria estuvo motivada por la intención de mostrar a un público, no necesariamente experto, el pequeño patrimonio editorial que la OEPM ha ido acumulando a lo largo de los últimos años. Dicho patrimonio está formado por unas 25 obras, siempre dentro del ámbito de la Propiedad Industrial, entre las que se pueden encontrar tesis doctorales, textos legales, informes estadísticos y tomos delicadamente editados que versan sobre acontecimientos destacables en el marco de la historia de la Propiedad Industrial en España, o sobre algunos de sus más notables inventores.

Según nos comentaron, hasta el momento la OEPM había dado salida a estas publicaciones por medio de dos vías: en el propio Servicio de Difusión de la Oficina, donde pueden adquirirse directamente, o como regalo institucional cuando el personal de la OEPM asiste como ponente a Universidades o Institutos públicos.

Fue hace unos meses cuando, al valorar el papel de la OEPM como única entidad dedicada a la publicación de estudios y monografías de Propiedad Industrial, decidieron emprender la aventura de asistir a la Feria del Libro de Madrid. Acudir a tan popular evento y dar a conocer esa singularidad podía hacer del mismo un trampolín útil para atravesar la barrera del público especializado y mostrar a las personas que se acercasen a la caseta de la OEPM sus actividades y, además, echaran un vistazo al material editado.

En un primer momento la asistencia a la feria de Libro tuvo como principal objetivo la difusión de la actividad de la OEPM. A tenor de los resultados obtenidos, la asistencia ha permitido alcanzar otros logros no proyectados pero igualmente importantes.

Éxito de participación, de asistencia…y de ventas

Organizar la presencia de la OEPM en la Feria del Libro de Madrid ha supuesto un esfuerzo colectivo para el que han encontrado muy buena respuesta dentro de la propia entidad. Sobre todo teniendo en cuenta que, hasta el momento, la asistencia de la OEPM a eventos muy especializados en materia de PI había imposibilitado colaborar en ellos a muchos trabajadores de la entidad, ya que exigen la asistencia de personal experto en materia de patentes.

La situación de partida fue muy diferente en este caso, ya que al ser la feria una convocatoria destinada al gran público, desde la Dirección se lanzó una propuesta de participación totalmente abierta a la que respondieron 34 personas. Un número muy por encima del previsto inicialmente, pero que ha permitido a todas estar presente en la caseta de la OEPM en turnos de mañana y tarde durante las dos semanas que ha durado la feria. Una respuesta muy positiva que, según nos comentaron, ha servido además para que trabajadores/as a los que resulta difícil coincidir en el día a día puedan colaborar juntos.

En lo que respecta las cifras, aún disponiendo en el momento de la entrevista de tan sólo una estimación, los resultados han sido buenos. La media de personas que han pasado por la caseta de la OEPM durante las dos semanas del evento es de aproximadamente 15 en cada turno, lo que hace un total de 30 visitas diarias. Multiplicar esa cifra por los 17 días en los que la entidad ha estado presente en la feria arroja un total de 510 visitantes.

Por último, y algo no menos importante, aunque inesperado, la presencia de la OEPM en la Feria del Libro de Madrid ha multiplicado la venta de libros, estudios, monográficos, y láminas del Archivo Histórico de la OEPM. Se han vendido 46 ejemplares de las publicaciones y unas 70 láminas, una cifra estimable teniendo en cuenta que no era el objetivo inicial de la entidad.

Así las cosas, y teniendo aún pendiente la evaluación final de la presencia en la feria de Madrid nuestros interlocutores nos aseguraron que a la vista de los resultados, las posibilidades de repetir el próximo año eran muy altas. Y no sólo eso. En la OEPM han decidido dar un impulso a la difusión de sus publicaciones y a la venta de los artículos de la tienda del Archivo en la que se pueden adquirir tazas, posavasos, imanes, pañuelos, camisetas y muchos otros productos, serigrafiados con las imágenes de patentes, marcas y privilegios de su rico fondo histórico.

Os invitamos a que consultéis sus publicaciones y la tienda del Archivo en su página web:

http://www.oepm.es/es/propiedad_industrial/publicaciones/index.html

http://www.oepm.es/es/sobre_oepm/tienda_archivo/

Así son las subvenciones puestas en marcha por la OEPM para 2017

Subvenciones para el fomento de las solicitudes de patentes y modelos de utilidad españoles y en el exterior.

El pasado 25 de abril se publicó en el BOE la Resolución de la OEPM mediante la que se abrió la convocatoria que permite optar a la concesión de subvenciones para el fomento de las solicitudes de patentes y modelos de utilidad españoles en el exterior durante 2017. El plazo para presentar solicitudes se extenderá hasta el próximo 25 de mayo. El objetivo de las ayudas es impulsar la utilización de la Propiedad Industrial por las empresas españolas como herramienta de acceso a los mercados internacionales.

Mediante este nuevo programa de subvenciones, dotado con una partida presupuestaria que asciende a 3.480.000 euros, se ofrece respaldo tanto a empresas como a particulares españoles que opten por aventurarse en mercados extranjeros, facilitándoles protejan la tecnología e innovaciones propias que pueden hacerles más competitivos a escala internacional.

Además, el programa también incluye una partida de ayudas destinadas a pequeñas empresas y particulares que han realizado el registro de patentes y modelos de utilidad dentro de nuestras fronteras. Dichas ayudas se concentran en subvencionar las solicitudes de patentes y modelos de utilidad españoles que conllevan el pago de una tasa.

Las ayudas para el registro internacional, que las PYMEs podrán solicitar a través de la web de la OEPM, se concederán para cubrir los costes de dos de las principales barreras que tanto PYMEs como particulares suelen encontrar cuando desean registrar una patente o modelo de utilidad, sea a escala europea o en una oficina concreta ubicada en otro país.

Así, la OEPM subvencionará los costes de traducción, al idioma en el que sean requeridos, de todos los documentos que sea necesario presentar y los de las tasas que hayan de pagarse para llevar a cabo la solicitud del registro de patente o del modelo de utilidad.

Todas aquellas compañías y personas que deseen beneficiarse de este nuevo programa de ayudas en cualquiera de sus dos vertientes, deberán solicitarlas accediendo al documento disponible a tal efecto en la sede electrónica de la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM). En él se les exigirá cumplimentar varios formularios, así como la presentación de documentación justificativa específica para cada programa.

Es importante señalar que ni las empresas ni los particulares se verán obligados a rellenar completamente los formularios de solicitud de las ayudas durante su primera sesión de acceso a la sede de la OEPM. Tampoco les será imprescindible disponer de firma electrónica para acceder a dichos documentos de solicitud o modificarlos con posterioridad. Se les facilitará un código de acceso para que puedan hacerlo en diferentes sesiones de acceso.

Modo de firmar las solicitudes de ayuda en función del tipo de solicitante

Varía en función de tres supuestos que pasamos a enumerar. Si el solicitante es una persona jurídica que actúa sin la mediación de un tercero que le represente, deberá firmar el modelo con su certificado digital, a nombre del apoderado que figura en la solicitud de subvención.

Si el solicitante es una persona física que actúa sin representante tiene dos opciones. La de firmar el modelo de solicitud con el certificado digital del solicitante o la de hacerlo de manera manuscrita, escanearlo y aportarlo al expediente.

En el caso en que la solicitud se presente mediante un tercero representante, sea éste persona física o jurídica el modelo se deberá firmar con su certificado digital.

Declaraciones responsables y compromisos generales a asumir por los solicitantes de ayuda

Al igual que en ocasiones anteriores, estas ayudas concedidas por la OEPM tienen la consideración “de minimís”, lo que exige a los solicitantes presentar varias declaraciones responsables sobre: las ayudas públicas amparadas por la citada cláusula solicitadas o concedidas durante el ejercicio fiscal en curso, los dos anteriores y su cuantía; las ayudas solicitadas u obtenidas para los mismos conceptos subvencionables por esta convocatoria y los documentos justificativos escaneados y adjuntos en la solicitud electrónica, para certificar que son copias fieles de los documentos originales.

A todas estas declaraciones se suma una última acerca del abono de tasas anteriores y, en caso de que fuera necesario, la demostración por parte del solicitante de su no devolución.

Finalmente tanto empresas como particulares tendrán que asumir el compromiso de informar por escrito al órgano instructor de cualquier modificación sobre la financiación pública solicitada o recibida por el mismo concepto. Lo que habrán de hacer en un plazo máximo de 15 días hábiles a partir de la fecha de recepción de las notificaciones pertinentes.

Resolución del BOE:

Normativa reguladora de las ayudas de la OEPM:

Cifras de patentes presentadas en España por mujeres

Aunque como se apunta desde la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) es posible rastrear la presencia de innovaciones y patentes presentadas por mujeres desde los orígenes del sistema, su número no es relevante en relación a las solicitadas por hombres y, lo que debería ser motivo de análisis, éste ha permanecido prácticamente inamovible durante los últimos 50 años.

Gracias a las luchas feministas, el papel de las mujeres en la vida pública dentro de las sociedades occidentales más desarrolladas económicamente se ha intensificado a partir de la segunda mitad del siglo XX. Como lógica consecuencia de este hecho, en nuestro país se ha producido un aumento paulatino de la actividad académica y profesional de las mujeres en los campos científico y tecnológico.

Según el informe ‘Científicas en Cifras 2015’, presentado el pasado mes de febrero por Carmen Vela, secretaria de Estado de I+D+i, y por Ana Puy, directora de Unidad de Mujeres y Ciencia, a pesar de que hay más mujeres que trabajan como científicas e investigadoras (si bien su número está estancado desde 2008), a medida que aumenta el nivel de responsabilidad en ambos ámbitos, más acusado es el sesgo de género.

El documento permite consultar el porcentaje de mujeres investigadoras que trabajan en nuestro país. Es del 39% , seis puntos por encima del que se registra en la UE. Teniendo en cuenta las cifras por sectores, en la Administración Pública el porcentaje de mujeres investigadoras sube hasta el 46 % (cuatro puntos por encima de la media europea). En la Enseñanza Superior es del 42 % y en sector privado llega hasta el 31 % , situándose también muy por encima del 20 % de media que se registra en Europa.

Teniendo en cuenta la relación entre I+D+i cabría esperar que estas cifras tuvieran un reflejo en el número de solicitudes de patentes presentadas por mujeres ante la OEPM, pero hasta el momento no ha sido así.

En medio siglo las mujeres han presentado ante la OEPM 3.703 solicitudes de patentes

En 2006 la OEPM hizo públicos los resultados de un análisis estadístico mediante el que averiguó y dio a conocer el número de patentes solicitadas por mujeres residentes en España desde 1968.

De las 33.036 solicitudes de patentes nacionales que presentaron particulares ante la OEPM durante el periodo referido, tan sólo el 8,1% (2.677) habían sido solicitadas por mujeres.

Por aquel entonces se destacó como hecho positivo el ascenso tímido pero constante del número de solicitudes de patentes presentadas por inventoras, pasando de ser tan sólo cinco en 1968 a llegar hasta las 136 en noviembre de 2006. Gracias al departamento de estadística de la OEPM hemos podido averiguar que esa tendencia alcista no se ha mantenido.

Durante los últimos diez años el total de patentes nacionales presentadas por particulares residentes en España ha sido de 12.759. De ellas tan sólo 1.026 han sido solicitadas por mujeres. Lo que porcentualmente supone el 8% del total y señala un evidente estancamiento cuyas razones merecerían un análisis en profundidad.

Gráfico de barras de patentes nacionales solicitadas por particulares residentes en España (hombres y mujeres ) entre 2007/2015

Por medio de él se puede apreciar año a año la abismal diferencia entre géneros en lo que se refiere al número de solicitudes de patentes nacionales presentadas ante la OEPM.

Iniciativa gubernamental para paliar la brecha de género en el ámbito de la ciencia y la innovación

Por último queremos apuntar que el pasado 8 de marzo , la Secretaría de Estado de I+D+i reunió en Madrid a los responsables de una red de 19 proyectos financiados por la Unión Europea con el fin de conseguir la igualdad efectiva de participación de mujeres y hombres en los centros de investigación. Entre otros objetivos, mediante esta iniciativa la UE busca eliminar por medio de la formación cualquier barrera que obstaculice el camino hacia la igualdad y hacer que los resultados y aplicaciones de las investigaciones científicas respondan tanto a los intereses y necesidades de los hombres como de las mujeres.

Así fue la participación de CEVIPYME en #SME2017

Un año más, y ya van cuatro, CEVIPYME volvió a estar presente en el Salón MiEmpresa junto a la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM), uno de los eventos más importantes e interesantes a escala nacional tanto para autónomos como para PYMEs y start-ups. En esta octava edición, que tuvo lugar entre los días 21 y 22 de febrero en el Barclayd Center de Madrid, cerca de 15.000 visitantes pudieron recibir información, formación de los más de 300 profesionales altamente cualificados presentes en el salón.

 

standcevipyme_sme2017

Durante las dos jornadas que duro el evento se analizaron cerca de 150 temáticas relacionadas con la creación y consolidación de empresas, siendo CEVIPYME la entidad responsable de dar a conocer a inventores y emprendedores la forma más adecuada de proteger sus bienes intangibles, así como de ver reconocidos tanto a escala nacional como internacional los derechos de Propiedad Intelectual e Industrial sobre sus diseños, creaciones invenciones e innovaciones.

Cevipyme y la OEPM proporcionaron a las PYMEs y a los emprendedores, información y asistencia personalizadas sobre las mejores opciones para la protección de la Propiedad Industrial, Intelectual y la Innovación, así como sobre la manera más eficaz de gestionar y rentabilizar dicha propiedad una vez obtenidos y registrados los derechos correspondientes.

La inmejorable ubicación del stand de CEVIPYME en el recinto ferial, cerca de la puerta principal de acceso, su buen tamaño y el interés suscitado por las intervenciones de Mónica Castilla Baylos, Jefa de Área de Difusión, Comunicación y Relación con la empresa de la OEPM; y Coro Gutiérrez Pla, Jefa de Servicio de Apoyo a la Empresa de OEPM, mas personal especializado de la OEPM, contribuyeron a que centenares de asistentes se acercaran a solicitar información sobre cómo registrar y proteger sus marcas, diseños industriales, patentes y modelos de utilidad y resolver cualquier tipo de duda sobre este tema. Un equipo de hasta siete personas de la OEPM se encargó de atenderles con diligencia.

CEVIPYME y la OEPM, en las salas “Crece” y “Pregunta” del Salón MiEmpresa

monica_sme2017

Durante la mañana de la primera jornada, Mónica Castilla Baylos jefa de Área de Difusión, Comunicación y Relación con la empresa de la OEPM, impartió en la sala “Crece” la conferencia titulada “La Propiedad Industrial como herramienta de internacionalización de las empresas: marcas, diseños y patentes”. Durante la misma señaló ante un nutrido grupo de asistentes la importancia capital que tienen para las empresas los activos intangibles, de los cuales procede gran parte de su valor en el mercado.

Además, aclaró las diferencias entre derechos de Propiedad Intelectual e Industrial y mostró el amplio abanico de herramientas y recursos que CEVIPYME pone a disposición de emprendedores y PYMEs para agilizar cualquier trámite o consulta relacionada con la solicitud y registro de derechos de propiedad sobre marcas, patentes, modelos de utilidad y diseños industriales.

Finalmente, Baylos facilitó varios consejos sobre los aspectos que han de tener en cuenta las empresas a la hora de expandir su marca o introducir una línea de productos determinada en mercados internacionales.

En el segundo día del evento Coro Gutierrez Pla, Jefa de Servicio de Apoyo a la Empresa de la OEPM, impartió la charla “¿Quién puede ayudarme (a poder ser gratis) con la Propiedad Industrial?” en la sala “Pregunta”. Al igual que hiciera Baylos en la jornada anterior, Gutiérrez Pla incidió también en la importancia de los bienes intangibles para la empresa, destacando que su valor supone el 84% del total que se les atribuye en el mercado.

coro_gutierrez

Así mismo, repasó brevemente la importante diferencia que existe entre los derechos de Propiedad Industrial e Intelectual, dejando claro que, en el caso de los primeros, es imprescindible solicitarlos formalmente ante Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) .

Como ya se adelantaba en el título de la propia charla, Gutiérrez Pla dedicó buena parte de la misma a enumerar y mostrar las características de todos y cada uno de los servicios gratuitos de atención al público que facilita la OEPM, a saber: el servicio de apoyo a la PYME; el de información general; el de información tecnológica; y los del examinador de Guardia tanto de patentes como de marcas.

Gutiérrez también dio a conocer a los asistentes la ubicación de la oficina de la OEPM en Madrid, donde pueden acudir personalmente para recibir la información que necesiten en lo referido a la gestión la Propiedad Industrial de su empresa, desde el registro de una marca hasta la solicitud de una patente.

Finalmente, ofreció una amplia panorámica de toda la información y documentación que la entidad ofrece en las distintas áreas de su página web (bases de datos disponibles para consultar la existencia de patentes o marcas; acceso al Boletín Oficial de la Propiedad Industrial; disponibilidad de modelos de contratos de transferencia tecnológica, etc.). Antes de cerrar su intervención Gutiérrez quiso recordar a los asistentes que el tamaño de una empresa no importa “si está protegida, no se la pueden comer”. Habló de la “selección natural en el mundo de las empresas”, argumentando que al igual que a una pequeña tortuga le protege su caparazón de los depredadores, los títulos de Propiedad Industrial protegen a las PYMEs y los emprendedores de posibles competidores.

“Queremos concienciar a la pyme de la necesidad de proteger sus innovaciones”

_mg_0796A finales de julio la Cámara de Comercio de España firmó un convenio de colaboración para la continuación del proyecto Cevipyme del que forman parte como impulsores la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) y la Dirección General de la Pequeña y Mediana Empresa (DGPYME). José Luis Coll, director de Competitividad de la Cámara de Comercio de España, nos explica en esta entrevista las razones que llevaron a la entidad a sumarse al proyecto y las acciones que se van a emprender para cumplir los objetivos principales del acuerdo cuya finalidad es difundir, impulsar y concienciar a la PYME de la necesidad de proteger su Propiedad Industrial y las ventajas que tiene hacerlo

¿Cuáles fueron los motivos que les han impulsado a formar parte de proyecto Cevipyme ?

La mejora de la competitividad de las empresas españolas, particularmente las pymes, es uno de los objetivos estratégicos de la Cámara de Comercio de España y la innovación es una de las palancas para alcanzarlo. La protección del diseño, las invenciones y los signos distintivos constituyen un elemento esencial en los procesos de innovación y las pymes tienen que estar concienciadas de su importancia.

¿Qué papel va a jugar la Cámara de Comercio dentro del convenio?

La Cámara de Comercio de España trabaja con una extensa red compuesta por 86 cámaras territoriales estrechamente ligadas al tejido productivo local y conocedoras de las necesidades y demandas de las pymes. Dentro de su labor de asesoramiento y orientación a las empresas, vamos a dar una especial relevancia a todas las cuestiones relativas a la protección de la Propiedad Industrial para sensibilizarlas respecto a la necesidad de proteger sus diseños, sus marcas y nombres comerciales o sus inventos.

¿Cuáles son los objetivos principales del acuerdo?

El objetivo principal del acuerdo es facilitar, impulsar, estimular y mantener el conocimiento y la utilización de los derechos de Propiedad Industrial por parte de las pequeñas y medianas empresas, potenciando a tal fin la herramienta de Cevipyme.

¿Han definido un plan estratégico para conseguirlos?

En coordinación con los demás organismos impulsores de Cevipyme (la DGPYME del Ministerio de Industria, Energía y Turismo y la OEPM) estamos trabajando en un completo plan de acción para la difusión entre las pymes de la necesidad de proteger la Propiedad Industrial, Intelectual e Innovación.

¿Qué acciones conjuntas van a emprender de aquí hasta el final de 2016 para fomentar el empleo de los derechos de Propiedad Industrial en la pyme?

Las acciones en las que estamos trabajando tienen que ver con la difusión, a través de la red de Cámaras, de las herramientas de protección de la Propiedad Industrial, Intelectual e Innovación, así como sobre su gestión y rentabilización. Para ello organizaremos, entre otras actuaciones, 3 jornadas informativas destinadas a pymes y dos jornadas de formación destinadas a los técnicos de las Cámaras que trabajan en áreas como innovación o creación de empresas.

¿Tienen datos sobre el porcentaje de pymes que actualmente ejercen en España los citados derechos?

Según el Infome Epyme sólo el 40,7% de las pymes españolas ha registrado sus marcas, invenciones o diseños. De ellas, un 33% ha registrado sus marcas o sus nombres comerciales, solo un 4,6% ha registrado una patente o un modelo y apenas un 2,9%, un diseño industrial. Por sectores, los más activos en materia de Propiedad Industrial son el agroalimentario y el logístico.

 

El papel del Agente de la Propiedad Industrial

Los trámites y requisitos que se han de cumplir para registrar una patente a veces pueden resultar demasiados complejos para el inventor. Por fortuna puede contratar a profesionales expertos en la materia capaces de ayudarle en todo lo que necesite. Son los llamados Agentes de la Propiedad Industrial (API).

Aunque en España los inventores pueden solicitar una patente en persona, ya que sólo están obligados a actuar ante la OEPM representados mediante un Agente de la Propiedad Industrial los no residentes en un Estado miembro de la Unión Europea, la solicitud de ayuda es frecuente.

La de Agente de la Propiedad Industrial es una profesión que en nuestro país está legalmente definida en el artículo 156 de la LP11/1986 que los describe como “las personas físicas inscritas como tales en la OEPM (Oficina Española de Patentes y Marcas). Son profesionales liberales que ofrecen habitualmente sus servicios para aconsejar, asistir o representar a terceros cuando persiguen la obtención de las diversas modalidades de la Propiedad Industrial y la defensa ante la OEPM de los derechos derivados de las mismas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sede de la Oficina Española de Patentes y Marcas

Cómo ser agente de la Propiedad Industrial

Para poder actuar como agente de la Propiedad Industrial en España hay que cumplir una serie de requisitos, que vienen bien definidos en la página web de la OEPM . Son los siguientes:

  • Ser español o tener la nacionalidad de un Estado miembro de la Unión Europea. Ser mayor de edad y tener despacho profesional en España o en un Estado miembro de la Unión Europea.

  • No estar procesado ni haber sido condenado por delitos dolosos, excepto si se hubiera obtenido rehabilitación.

  • Estar en posesión de los títulos oficiales de Licenciado, Arquitecto o Ingeniero, expedidos por los Rectores de las Universidades, u otros títulos oficiales que estén legalmente equiparados a éstos.

  • Superar un examen de aptitud acreditativo de los conocimientos necesarios para la actividad profesional de Agente de la Propiedad Industrial, en la forma que determinan los artículos 59, 60 y 61 del Reglamento para la Ejecución de la Ley de Patentes.

Según fuentes de COAPI (Colegio Oficial de Agentes de la Propiedad Industrial)los profesionales que más optan por ser Agentes de la Propiedad Industrial son los abogados y los ingenieros técnicos, aunque lo puede ser hasta un licenciado en Periodismo. Para ejercer la profesión deberán estar inscritos como tales en el registro oficial de “Agentes de la Propiedad Industrial de la OEPM” y pagar las tasas correspondientes. La colegiación es por ahora obligatoria en nuestro país para poder ejercer como profesional. A diferencia de otras profesiones que cuentan con colegios en todas las CC.AA en su caso sólo existe un colegio nacional y delegación en aquellas autonomías que tienen un número superior a 30 profesionales colegiados.

Cómo es el examen de aptitud en España

El examen de aptitud tiene como objetivo evaluar si la persona que aspira a ejercer como Agente de la Propiedad Industrial posee los conocimientos necesarios para desempeñar tal actividad. En concreto, se le exige dominar cualquier aspecto legal relativo a la Propiedad Industrial y sus normativas nacionales e internacionales. A esto se añade que también ha de demostrar su capacidad para aplicar lo aprendido con eficacia.

El examen suele constar tanto de pruebas teóricas como prácticas, y se basa en un temario cuyo contenido se hace público en el BOE junto con la convocatoria. En la actualidad existen cursos de formación y preparación para obtener el título. Ese es por ejemplo uno de los servicios que ofrece COAPI. Si el aspirante a convertirse en Agente de la Propiedad Industrial acredita además tener un máster o curso relacionado con la materia, puede obtener puntos que le ayuden a alcanzar el baremo establecido para poder ejercer oficialmente la profesión.

 

EQE, el paso para poder ejercer como API en Europa

 

También existe un examen específico para quienes deseen ejercer como API a escala europea. Se trata del EQE, una prueba de periodicidad anual diseñada para determinar si se poseen las aptitudes y conocimientos necesarios para representar a los inventores solicitantes ante la Oficina Europea de Patentes (OEP o EPO por sus siglas en inglés).

El examen está dirigido y organizado por un Tribunal integrado por empleados de la propia OEP, así como por miembros del Instituto de Agentes de la Propiedad Industrial acreditados ante el citado organismo.

Para superar la prueba los candidatos han de conocer en profundidad el derecho europeo de patentes, el Tratado de Cooperación en Materia de Patentes, el Convenio de Paris, la jurisprudencia de la Cámara de Recursos de la OEP y todas aquellas leyes nacionales que puedan aplicarse en lo relativo a la solicitud de patentes y su regulación.

El EQE está escrito en las tres lenguas oficiales de la OEP -inglés, francés y alemán-. No obstante, quienes se presentan a la prueba pueden responder a las cuestiones que en ella se planteen en la lengua oficial de cualquier Estado contratante.

Una prueba completa y exigente

El EQE es un examen largo y complejo integrado por cuatro pruebas denominadas A, B, C y D. Para obtener el título al que da acceso es necesario que el candidato supere todas ellas, si bien en la primera convocatoria se establece un sistema de compensación gracias al que se pueden compensar las malas calificaciones obtenidas en una por los buenos resultados cosechados en otra.

Detenernos con algo más de detalle en la descripción del contenido de cada parte del EQE sirve para comprobar lo exigente que es su sistema de evaluación.

La primera de las pruebas (A), de tres horas y media de duración, examina la capacidad del candidato para redactar reivindicaciones y la parte introductoria de una solicitud de patente en Europa.

La segunda prueba (B) dura cuatro horas y exige a los candidatos responder una carta oficial en la que se cita el estado de la técnica anterior.

La tercera de las pruebas (C) llega hasta las seis horas de duración y consiste en la redacción de un escrito de oposición a una patente europea.

Finalmente, el examen se cierra con la prueba D, que comprende una serie de preguntas jurídicas y en la que se pide a los candidatos que valoren jurídicamente una solicitud concreta.

Para conocer los resultados obtenidos, el aspirante a convertirse en Agente de la Propiedad Industrial en la UE ha de visitar la sección “About the EQE” de la página web de la Oficina Europea de Patentes (OEP).

Puntualizar que sólo los titulados universitarios en alguna rama técnico-científica pueden acceder a ser Agente de la Propiedad Industrial a escala europea. Otra condición para el aspirante es tener una experiencia de alrededor de tres años de trabajo bajo la supervisión de un despacho o agente europeo.

En la página web de COAPI hay un listado de todos los profesionales que actúan como Agentes de la Propiedad Industrial en España

 

 

 

 

Razones para conocer el valor de mis bienes intangibles

¿Para qué quiero conocer el valor de mis bienes intangibles y dónde consultar si ya han sido registrados?

Como ya os hemos explicado en alguna otra ocasión, CEVIPYME es el centro de apoyo a la PYME en materia de gestión de derechos de Propiedad Industrial. En la página web que aloja este mismo blog la entidad ofrece gran cantidad de información gratuita organizada en varias categorías. Dentro de la denominada “Herramientas” se incluye contenido útil para responder a dos preguntas que cualquier empresa ha de responder antes de comenzar con el proceso de valoración de sus activos intangibles.cevipyme

En primer lugar es importante que la empresa sepa si la patente, modelo de utilidad o marca que quiere registrar ya existe. Averiguarlo es imprescindible para evitar despilfarros innecesarios y/o potenciales conflictos legales futuros. Cevipyme facilita un listado de fuentes de información a las que se puede acudir pasa saberlo. Son las siguientes:

A parte de este listado, en la web se ofrece documentación sobre varios casos prácticos que las empresas pueden consultar para conocer cómo entidades de diversos sectores han rentabilizado sus activos intangibles. Se encuentran en el último apartado de la sección “documentación”. Entre ellos se detallan los casos de firmas como “Televés” o el “Grupo Antolín”.

Además de averiguar si su patente, marca o modelo de utilidad ha sido registrado con anterioridad o no, la empresa debe tener claro la gran importancia de conocer la valoración del activo intangible, bien para utilizar la valoración del propio activo en sí, bien para determinar cuánto aporta dicho activo a la valoración total de la empresa.

Las finalidades relacionadas con la valoración del activo en sí son cuatro:

Se puede querer conocer lo que vale para:

  • Vender o licenciar el activo para que una tercera empresa pueda utilizarlo: supongamos que hemos diseñado dos compuestos potencialmente útiles para mejorar la resistencia a la temperatura de los tejidos y queremos ceder su uso a una firma que trabaje en el diseño de ropa ignífuga.
  • Obtener financiación ofreciéndolo como garantía: supongamos que CR7 quiere abrir un restaurante de comida portuguesa y ofrece como garantía de pago el valor de su marca. Tendrá que valorarse.
  • Aprovechar ventajas fiscales.
  • Determinar el daño que se le ha hecho en un proceso judicial. Por ejemplo, la empresa Ros Roca pagó a la sueca Envac una cantidad de dinero tras infringir su patente sobre un sistema de recogida de residuos. Su cuantía quedó determinada por un cálculo de los royalties que hubiera tenido que pagar de haber utilizado su patente de acuerdo a derecho.

Las finalidades relacionadas con la valoración de la empresa propietaria del activo son dos:

  • La liquidación de la empresa propietaria. Cuando la empresa Taurus compró la división de electrodomésticos del Grupo Cegasa, de los 2,5 M€ que ofreció para hacerlo 1,5 M€ correspondieron a la valoración de la marca “Solac”.
  • Fusión o adquisición de la empresa propietaria. Cuando Gilead compró la empresa Pharmasset en 2011 por 11.000 M$ su único activo relevante eran patentes sobre compuestos para el tratamiento de la hepatitis C.

Una vez tenemos claro para qué queremos conocer el valor de los bienes intangibles de nuestra empresa y hemos comprobado que todavía no han sido registrados surge una nueva pregunta. ¿Qué métodos puedo utilizar para determinar ese valor?

Según se aclara en la página de CEVIPYME los hay de dos tipos: cuantitativos y cualitativos. Como ambos tienen virtudes y defectos, optar por unos u otros depende esencialmente de los resultados que queramos obtener a partir de la valoración. Si nuestro interés se centra en determinar fácilmente cuánto dinero valen los activos intangibles que maneja la empresa lo más lógico es optar por los métodos cuantitativos.

METODOS CUANTITATIVOS

Método basado en el coste: consiste en calcular lo que ha costado adquirir ese activo intangible, en caso de haberlo comprado a otra empresa, o la cuantía directa de los recursos empleados para llegar a su descubrimiento o desarrollo (costes materiales, salarios, tasas, honorarios, etc).

En caso de no poder calcular con exactitud dichos costes por haberse desarrollado el bien con mucha anterioridad a su momento de tasación, podemos calcular su valor según el principio de reposición. Esto es, preguntándonos cuánto nos costaría disponer de un bien de análogas características en caso de que lo perdiéramos y fuera necesaria su inmediata sustitución.

Se trata de un método que establece un valor contable de manera sencilla y directa, su limitación está en que no tiene en cuenta las expectativas futuras relacionadas con los efectos de la comercialización del activo en el mercado.

Método basado en el mercado: según este método el valor del bien se calcula teniendo en cuenta el precio que se pagó por el entre dos entidades no vinculadas. Pasa por identificar activos similares que hayan sido traspasados con anterioridad y averiguar cuánto ha costado la transacción. Para ello es necesario tener acceso a información de las cuentas anuales de las empresas implicadas, a bases de datos especializadas o a los contratos. Es un método poco aconsejable en el caso de que el activo que queramos valorar sea especialmente singular.

Método de descuentos de flujo de caja: siguiendo este procedimiento podemos calcular la valoración de un activo en función de los cobros, pagos, entradas y salidas de dinero que consideramos se pueden registrar en la empresa como fruto de su explotación.

En una valoración para licencia es habitual usar la llamada regla del 25% de beneficio. Según esta, el propietario del derecho se queda con el 25% del beneficio que obtendrá el licenciatario o, en su defecto, con el 5% del volumen de ventas.

Otro método de cálculo es el llamado relief of royaltie, según el cual la empresa calcula el valor de un bien intangible en función de lo que se ha ahorrado por no tener que licenciar el de un tercero.

Método “con/sin”: Para establecerlo se calcula la diferencia entre el valor de la empresa con el activo y el que tendría sin él. Por ejemplo, en el caso de una marca, podríamos calcular su valor estableciendo qué sobreprecio están pagando los clientes por ella y cuánto aumenta el volumen de ventas en relación al que registra otra empresa que comercializa el mismo producto pero sin marca.

Método basado en opciones: Asimila la valoración de un activo intangible con la valoración de una opción de compra (call option). En principio, permite modelar la incertidumbre y la flexibilidad en la toma de decisiones empresariales. Demasiado complejo, pocas veces se utiliza.

MÉTODOS CUALITATIVOS

Establecen indicadores de análisis por medio de los que se recaba información sobre todos los aspectos (legales, de mercado, tecnológicos…) a tener en cuenta para conocer el valor del activo intangible a examinar.

Una vez los indicadores más relevantes quedan determinados, se asocia a ellos una escala para que los evaluadores puedan determinar a su juicio el grado en el que están presentes en relación al bien intangible evaluado. La escala puede ser numérica ( ir, por ejemplo, del 1 al 10) o referirse a valoraciones más genéricas (malo, regular, bueno, muy bueno)…

Los métodos cualitativos son menos exactos que los cuantitativos pero sirven para dibujar un amplio mapa de fortalezas y debilidades del activo evaluado, lo que es muy útil en una empresa cuando se quieren tomar decisiones clave sobre lo que hacer con él (¿Internacionalizo esta patente? ¿Renuevo mi imagen de marca? Etc).

Con respecto a este método de valoración de los bienes intangibles, cabe destacar que la OEPM facilita el acceso gratuito a dos herramientas diseñadas específicamente para hacerlo. En la propia página de Cevipyme, concretamente en el apartado Herramientas de Valoración, se habla de ambas. Se trata de IPScore e IP Evaluation. En el caso de la primera también encontramos una descripción detallada en la página web de la OEPM.

OEPM servicios

La Propiedad Industrial arma esencial para que las empresas innovadoras crezcan seguras

El uso de la Propiedad Industrial no es muy habitual entre la PYME española. Aunque las empresas de menos de 250 trabajadores supone el 99,88% del tejido empresarial de nuestro país, este dato contrasta con el bajo porcentaje de registro de marcas, patentes, modelos de utilidad y diseños industriales que realizan las PYMEs según estimaciones de la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM).

Pese a los progresos conseguidos durante estos años y a las iniciativas, entre ellas CEVIPYME, puestas en marcha por la OEPM para extender la cultura de la propiedad industrial en nuestro país, aún son muchas las PYMEs españolas que innovan sin registrar sus desarrollos. Esto trae consigo dos consecuencias negativas para ellas. Por una parte dejan de proteger uno de los mayores activos que puede tener una empresa: la capacidad de ofrecer al mercado un producto original y diferenciador. Por otra, pierden las ventajas que pueden obtener al garantizarse el derecho de gestionar la comercialización de sus innovaciones.

¿Por qué sucede esto? La OEPM ha corroborado durante años que las PYMEs no utilizan las herramientas de registro de patentes y marcas por dos razones fundamentales: desconocimiento y desinformación. A ellas se suma la idea errónea de que esta tarea legal es algo propio de las grandes empresas.

Pero no es así; registrar una marca, patentar un producto o proteger un diseño industrial no es algo propio de empresas grandes. Es lo que deben hacer las empresas innovadoras para proteger sus activos intangibles, algo fundamental en un mercado cada vez más globalizado y competitivo.

¿Por qué? “Porque si innovamos, pero no protegemos, desechamos talento, ventaja competitiva, valor y beneficios”.

Pero ¿Qué ventajas concretas ofrece cada una de las vertientes del registro de la Propiedad Industrial que hemos citado?

La marca y el nombre comercial

Protección exterior

 

Registrar su nombre comercial y su marca es uno de los primeros pasos legales que debería dar toda empresa. De hecho, de los vinculados al ejercicio de la Propiedad Industrial, es el que más conoce la PYME por las ventajas inmediatas que reporta: distingue a la empresa, permite diferenciar los productos y servicios propios frente a los de la competencia y proyecta la imagen de la compañía.

Pero además también conviene saber que el registro de la propia marca hace que ésta pueda ser objeto de concesión de licencias; representa un factor determinante en los acuerdos de franquicia y puede ser tanto un importante activo comercial como útil para obtener financiación.

La patente

Patento luego existo

Supongamos que una PYME consigue, gracias a su esfuerzo en I+D+i, encontrar una solución o mejora técnica: sea un procedimiento para obtener un producto, un aparato, una máquina o un nuevo método de fabricación. Algo nada fácil de lograr y que puede ser garantía de un éxito comercial a escala global. Por ejemplo, inventa el clip, que permite unir y separar de manera sencilla un conjunto de papeles. Se trata de un producto nuevo que sería conveniente patentar ¿Por qué? Porque hacerlo disminuye la posibilidad de que la competencia lo copie o imite; aumenta las opciones para comercializarlo y permite responder con efectividad ante potenciales violaciones de derechos. En el canal de youtube de Cevipyme podéis encontrar el simpático ejemplo de la “cortadora de pescado de alta precisión” inventada por Antonio.

Diseño Industrial

Registrar

El tercer caso en el que resulta imprescindible ejercer la propiedad industrial se da cuando la empresa hace especialmente atractivo un producto gracias a un diseño que lo mejora total o aparentemente a partir de una modificación innovadora de características tales como contornos, forma, líneas texturas o materiales. El diseño industrial añade valor al producto, lo hace más atractivo y llamativo a los clientes e incluso puede convertirse en el principal motivo de compra.

¿Quién no se ha decidido a comprar un producto, por ejemplo una prenda de vestir, principalmente por su forma y estilo? Proteger ese nuevo diseño es la mejor manera de impedir que la competencia lo copie, y además garantiza a la empresa tener el reconocimiento que merece y afianzar tanto su prestigio como su ventaja competitiva. Te invitamos a ver este testimonio.

Si quieres saber más o tienes alguna duda consúltanos.